Kayantatherium wellesi, un prolifero mamífero del Jurásico

Fuente: Nature

Un grupo de investigadores de la Universidad de Texas ha encontrado los restos de un mamífero con pelo de unos 184 millones de años de antigüedad. El animal, denominado Kayantatherium wellesi y perteneciente a la familia de los mamíferos tritilodóntidos, apareció junto a 38 crías.

El grupo de la Universidad de Texas, dirigido por Eva Hoffman, ha identificado a un numeroso grupo de especímenes jóvenes de Kayantatherium wellesi del periodo Jurásico temprano junto a un individuo adulto, presumiblemente su madre.

Estos especímenes del Kayantatherium wellesi nacieron a través de huevos, al igual que los dinosaurios, con los que compartieron espacio y tiempo durante el Jurásico. Eran seres herbívoros, tenían el tamaño de un perro y, de adultos, pesaban entre 30 y 50 kilos. Su aspecto era parecido al de una zarigüeya.

Lo novedoso de este hallazgo es que el número de crías alrededor del especimen es excesivamente elevado y sus cabezas proporcionalmente iguales que las de su progenitora, sin los alargamientos típicos de los reptiles, que se desarrollan de manera parecida al Kayantatherium wellesi.

Esa prole contiene 38 individuos, más del doble de lo que sería esperable en un mamífero, y comparable con la descendencia de los reptiles.

El descubrimiento arrojará nueva luz sobre la evolución reproductiva y morfológica de los mamíferos. Se cree que el desarrollo reproductivo de los animales tuvo que ver con la necesidad de albergar mayor espacio para un aumento del cerebro. Había dos opciones: o más crías con un espacio cerebral más pequeño (como el caso del Kayantatherium wellesi) o menos crías con un espacio cerebral más grande. La evolución se decantó por el segundo paso.

Referencia: Eva A. Hoffman & Timothy B. Rowe. Jurassic stem-mammal perinates and the origin of mammalian reproduction and growth. Nature (2018)

Sígenos en nuestras RRSS

Comparte esta entrada de nuestro Blog