Shanidar 1, el cráneo Neandertal que nos revela un poco de su sociedad

Sin la colaboración de otros miembros de su especie, este individuo habría sido presa fácil de los depredadores Cuando en 1957 los arqueólogos encontraron los restos de un neandertal (Homo neanderthalensis) en la cueva de Shanidar en el Kurdistán iraquí, no podían imaginar cómo la vida le había vapuleado. Shanidar 1, como se llamó al individuo, era